Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de marzo 18, 2007

Por un DCCU vivo. Por un sueño. Ni un paso atrás.

Por un DCCU vivo. Por un sueño. Ni un paso atrás. El espíritu de un colectivo se mantendrá vivo mientras seamos capaces de disfrutar con lo que hacemos. De divertirnos. De soñar, de supeditar cuestiones materiales a la idea común de que esta vida es una y debemos crecer todos juntos. El final no lo elegimos. Cada cual accede y termina consiguiendo lo que se merece. Ése es el único precio. Ésa es, si acaso, nuestra única deuda

¿?¿?¿?¿¿?¿?¿?¿?¿?¿?¿?¿¿¿?¿¿?¿?¿¿??¿?¿?¿?

ANDALUCÍA La Consejería condena el ataque a las ambulancias del 061 de Málaga E.P. Sevilla La consejera de Salud de la Junta de Andalucía, María Jesús Montero, condenó el ataque que sufrieron una decena de ambulancias del 061 de Málaga en la madrugada del lunes al martes, que fueron objeto de pinchazos en sus neumáticos, al tiempo que advirtió de que hechos como éste "pueden repercutir directamente en la salud de los ciudadanos". Tras visitar las nuevas dependencias de Oftalmología y Dermatología del Hospital Virgen Macarena de Sevilla, Montero declaró no disponer de más información acerca del caso de la que ya se conoce, y aclaró que "ya ha abierto una investigación para depurar responsabilidades". Y me pregunto yo: ¿Nadie ha informado a la consejera del "pinchazo" que han sufrido cientos de profesionales del SSPA en mitad del alma, de la ilusión y de sus aspiraciones y derechos históricamente adquiridos?. ¿Nadie le ha contado la repercusión que sobre la …

20 de Marzo: No a la Guerra

20 de Marzo

Las sirenas antiaéreas suenan todas las noches como viene siendo habitual desde hace no sé cuanto tiempo. Son las 2:15 de la madrugada, por mis principales arterias hay un movimiento extraño, son camiones militares que van de un sitio a otro sin rumbo fijo, el ruido continuo de motores junto con las sirenas comienza a ser preocupante. Es curioso como mis habitantes se han acostumbrado a este sin vivir, los primeros días mis ciudadanos salían de sus casas llevándose algunas pertenencias e incluso unos cuantos se desplazaban en sus coches por mis calles intentando escapar de esta pesadilla. Hoy, cuando definitivamente parece que se ha roto la tensa espera, empiezo a escuchar y a sentir en mis entrañas las primeras explosiones, son cicatrices de 5 metros de diámetro que van dejando huella, siento la sangre correr y empaparse en mis polvorientas calles, a estas alturas de la madrugada las 2:45 los gritos aterradores de mis habitantes, sobre todo de los más pequeños se hacen in…

No seas Fullitsu.